Al Hornos, episodio 2

Dos camaristas volvieron a pedir la renuncia del presidente de la Cámara Federal de Casación penal, Gustavo Hornos, por su inacción ante el caso de los mensajes misóginos que el juez Juan Carlos Gemignani, integrante de ese tribunal, envió a sus colegas durante el Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

El juez Alejandro Slokar y la jueza Angela Ledesma presentaron hoy una carta a Hornos para pedirle por segunda vez que renuncie a la presidencia de la Cámara. En este caso es por “la omisión de proceder en el ámbito institucional a su cargo frente a una crisis de tamaña relevancia, sin que a la fecha se obtenga respuesta de su parte, deja expuesta la eventual responsabilidad del cuerpo, tanto más frente a lo actuado desde el Consejo de la Magistratura y al reclamo de diferentes entidades”. El pedido se conoció después de la reunión de acuerdo de Superintendencia, de la que participan los presidentes de las salas de Casación con el titular del tribunal, en la que Hornos no había hecho nada en relación al oficio por el que la semana pasada se le requirió disponga la certificación de las expresiones de Gemignani del pasado 8 de marzo. Ese día, Gemignani envió un mensaje misógino contra sus colegas.

«Feliz día para todas!!! Especialmente para las delincuentes!» y mencionaba a la igualdad como un «relato”, escribió el juez. “La gravedad de su inacción, que en su mora denota tanto indiferencia como pérdida de imparcialidad en el tratamiento de la cuestión –cuál es obligación de todo funcionario público y, por tanto, conlleva responsabilidad del estado argentino- se suma al quebrantamiento de la confianza anteriormente advertido, por lo que nuevamente exhortamos a su responsabilidad para ofrecer su renuncia a la presidencia con la que fuera distinguido”, agregaron Slokar y Ledesma.

Días atrás, Gemignani se defendió y sostuvo que se trataba de un mensaje privado. Y hoy le envío una nota a la Superintendencia de la Cámara en la que “la divulgación de su contenido conforma una gravísima afectación a la privacidad de TODOS los incorporados”. Además, se negó a “proceder a la publicidad de cualquier forma de contenido” y sostuvo que el “contenido de esas comunicaciones está considerado parte de los derechos de la privacidad”.

En cuanto a Hornos, el primer pedido de renuncia a su cargo como presidente fue tras conocerse las visitas a Mauricio Macri en Casa Rosada.

HornosGemignani