El gobierno de San Juan sigue apoyando la economía social: entregó maquinarias para potenciar el trabajo de los emprendedores

La provincia de San Juan puso en marcha el programa de Asistencia Técnica y Financiera para Emprendedores de la Economía Social que busca potenciar a los emprendedores en el desarrollo de sus actividades. El mismo cuenta con el apoyo del Ministerio de Desarrollo Humano y Promoción Social juntamente con los ministerios de Minería y de Producción y Desarrollo Económico, dentro de las políticas públicas establecidas por el Gobierno provincial.

En la primera etapa se inscribieron al programa 300 emprendedores de distintos departamentos provinciales. La primera evaluación a cargo de técnicos de la Dirección de Economía Social eligió a 100 quienes recibieron maquinarias e insumos que implican el fortalecimiento de sus emprendimientos, una oportunidad de trabajo y la posibilidad de desarrollo integral y territorial por medio de sus productos.

El objetivo del programa es instaurar alternativas de sustento pospandemia a emprendedores sociales, promoviendo y potenciando el trabajo de estos. Graciela Ahumada, oriunda de Jáchal, quien se dedica hace más de tres años al rubro gastronómico en aquel departamento, expresó: “Tengo un local familiar de comidas para llevar por kilo y en este proyecto solicité una amasadora, porque queremos sumar productos de panificación caseros. Para mí y para mi familia este aporte es muy significativo, porque adquirir una máquina de esta envergadura es muy difícil”. “Quiero llegar a tener mi propio restaurante. Estudié gastronomía, soy recibida y mi mayor sueño es tener un restaurante en mi departamento, para mi gente y para los turistas que visiten la zona”, expresó Graciela.

Por su parte, Julio Atencio, de Rivadavia, se dedica al rubro de artesanías en maderas con su proyecto “Artesanías Río Verde” y agradecido dijo: “Mi emprendimiento es de artesanías en maderas duras, todo lo que sea útil para la casa. Por ejemplo, utensilios, cuencos, tablas, barras, desayunadores, lámparas de techo, veladores, todo lo que me puede dar la madera, ya que son maderas duras y especial para trabajar. Con la llegada de la maquinaria me permite acelerar los tiempos, me ayuda a abaratar costos, y me permite entregar los productos mucho más rápido. Inicié este emprendimiento en el 2014 pero en realidad lo hago desde muy pequeño. Es mi hobby y me permite trabajar de él, comercializando mis propios productos”.

«Artesanías Río Verde” hace honor al lugar de nacimiento de Julio, Valle Fértil. Además, expresó: “Mi trabajo es artesanal, lo elaboramos pensando en todos los detalles y con un valor agregado más que importante, el hacerlo en familia. Mi esposa, mi hija y yo hacemos cada uno de estos productos artesanales, tienen nuestro sello familiar, nuestra impronta”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here