El Senado aprobó la ley a la reforma del Impuesto a las Ganancias

Con 66 votos afirmativos y una abstención, el Senado de la Nación convirtió en ley el proyecto que exime del Impuesto a las Ganancias. Además, quedó sancionada una reforma al régimen de Monotributo.

Los trabajadores que cobren entre 150 mil y 173 mil pagarán el gravamen, pero la AFIP establecerá deducciones para evitar grandes diferencias entre los que deben tributar y los que están exentos.

Tampoco pagará impuestos a las Ganancias el aguinaldo de los sueldos de hasta 150 mil pesos brutos. El personal de salud seguirá eximido hasta el mes de Septiembre por guardias u horas extras.

La actualización del piso para estar exento de Ganancias se ajustará por el promedio de variación salarial que elabora la Secretaría de Seguridad Social.

El proyecto para modificar el alcance del Impuesto a las Ganancias para los trabajadores que cobren hasta 150 mil pesos mensuales también se extiende a los jubilados que perciban hasta ocho haberes mínimos.

Por otra parte, los ex presidentes y vicepresidentes de la Nación pagarán Ganancias sobre las asignaciones vitalicias.

La ley tendrá vigencia el 1 de enero de este año. El Gobierno devolverá los descuentos ya realizados a quienes le corresponda.

Monotributo

Para la actualización de las escalas y montos del monotributo correspondientes al período 2020 se considerará la variación del haber mínimo de jubilaciones y pensiones de ese año, porque quedó sin efecto la actualización que se usaba hasta el año pasado, que era la movilidad jubilatoria. Este porcentaje de suba de la escala y montos sería del 35,3 por ciento.

La iniciativa establece que para los monotributistas que durante 2021 se hayan sobrepasado en hasta un 25 por ciento del tope de la facturación que define la categoría más alta, se le va a ofrecer la oportunidad de mantenerse en la misma categoría sin necesidad de cambiarse al régimen general.

En cambio, aquellos contribuyentes con facturación excedida en más del 25 por ciento, podrán acceder al nuevo “Procedimiento Transitorio de acceso al Régimen General”. Este mecanismo les permite tener una deducción del IVA para algunas operatorias específicas y también podrán deducir del pago de Impuesto a las Ganancias los importes de las adquisiciones con relación directa a su actividad gravada y una deducción adicional. En total, el contribuyente que pase voluntariamente al régimen general tiene cuatro años de beneficios por descuentos del IVA.