“Gracias a la Tupac Amaru cumplí el sueño de ser médica”

Rocío Benítez Rodas es médica. Se graduó en Cuba después de 6 años de estudio. Vive en una casa ubicada en la primera etapa construida en el barrio de la Tupac Amaru, en Alto Comedero, en la ciudad de San Salvador de Jujuy. El sábado visitó a Milagro Sala en su prisión “sui generis”, para mostrarle el título que pudo conseguir gracias a la ayuda de la dirigente social.

La joven, que hoy tiene 27 años, fue abanderada en la escuela secundaria Olga Arédez, que hasta marzo de 2017 perteneció a la Tupac Amaru y que fue apropiada por el gobierno provincial de Gerardo Morales. Para ello utilizó como argumento un decreto de enero de 2016, a través del cual suspendió la personería jurídica de la organización barrial y que se encuentra cuestionado en el Poder Judicial.

“Yo estudié desde tercer año en la escuela Olga Arédez. Milagro estaba al tanto de todos los estudiantes. Yo fui abanderada y ella se acercó a preguntarme qué quería hacer. Yo le dije que quería estudiar medicina y me ofreció ir a Cuba. Nunca me había imaginado esa posibilidad”, contó la médica. Antes de la propuesta, Rocío comenzó a cursar una tecnicatura superior de hemoterapia. En Jujuy no existe ninguna facultad de medicina, otro de los sueños truncados con la detención arbitraria de la diputada del Parlasur, que estaba realizando gestiones para poder llevar la carrera a la provincia.

“Cumplí el sueño de ser doctora”, dijo Rocío con emoción. Y agregó que no lo hizo en cualquier lado. “Cuba es una potencia mundial en medicina y en educación. Fue una experiencia muy enriquecedora porque se conocen personas de distintos lugares del mundo: de América Latina, de Asia, de África, incluso de Estados Unidos. Fue impactante, porque uno no se imagina que gente de Estados Unidos estudie ahí, pero Cuba no le cierra las puertas a nadie”, relató.

En Cuba se enteró de la privación de la libertad de la dirigente social. “Primero fue una sorpresa, me dio amargura y una sensación de injusticia. Hay muchos políticos que no hicieron ni una mínima parte de lo que hizo Milagro. Me da risa cuando Morales dice que ella se robó todo. Basta para darse cuenta que es mentira porque sino no hubiera podido hacer todo lo que hizo”.

El sábado Rocío fue hasta El Carmen, donde está detenida la dirigente social. “Me recibió con un gran abrazo. Desde que me vio en el portón ya abrió los brazos. Fue muy emocionante para ambas”. Durante el encuentro hablaron de distintos temas, entre ellos la situación que se vive en el país. “Cada día es más difícil subsistir. El sueldo no alcanza, y a eso hay que sumarle la inestabilidad laboral”, expresó la médica.

En un video que grabó junto a la dirigente social Rocío pidió por más políticos que apuesten a los jóvenes, como lo hizo Milagro. En ese mismo mensaje, la diputada del Parlasur dijo que para ella esa era una de las visitas más importantes. “Estoy orgullosa porque esto que logró mi compañera doctora me hace feliz porque es la gotita que siempre buscamos para poder llenar el vaso y decir que somos felices, tenemos salud garantizada por muchos años gracias a los médicos que se han recibido con mucho sacrificio”


Producción y realización: Sabrina Roth
Edición: equipo web
Publicación y administración en redes: Silvina Rouvier, Emanuel Herrera y equipo web

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here