Kicillof con intendentes

El Gobernador electo de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se reunió este jueves con varias decenas de intendentes. El encuentro, del que también participaron la flamante vicegobernadora Verónica Magario, el electo legislador Sergio Massa y el actual diputado Máximo Kirchner, tuvo lugar en el Museo de Arte de Tigre.

En declaraciones a la prensa, Kicillof sostuvo que «fue un encuentro muy productivo con intendentes electos y reelectos para analizar las elecciones y comentar los resultado» y en el que «también se habló de la reunión de esta mañana con la gobernadora (María Eugenia Vidal), para ponerlos al tanto de cómo va a ser esta etapa de transición, y de cómo va a ser la gestión».

En la reunión, comentó Kicillof, varios intendentes dieron cuenta de una «situación de crisis desde lo social y lo económico en cada uno de los municipios». «Los intendentes tienen mucho para aportar. Muestran que hay una emergencia en lo alimentario con mayor concentración en las zonas de mayor vulnerabilidad, pero también en zonas del interior de la provincia rural», añadió.

Por su parte, el diputado electo Sergio Massa agregó que durante el encuentro «hubo una descripción de irresponsabilidad del Gobierno que desgraciadamente ha lastimado mucho el tejido social de la Argentina».

El intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, dijo que Buenos Aires «es una provincia con un déficit de 50.000 millones de pesos». «No está definido el sueldo de enero o diciembre. Tener una transición ordenada, amable y abierta no significa que no se describa con exactitud lo que tomemos a partir del 10 de diciembre», advirtió.

Asimismo, añadió que «Axel fue el que mejor interpretó lo que estaba buscando el bonaerense. Por eso su triunfo fue tan categórico».

Kicillof, que esta mañana mantuvo un primer encuentro con la Gobernadora saliente María Eugenia Vidal, comentó que le expresó a la mandataria su rechazo al anuncio de aumento en la tarifa eléctrica: «Le dije que no puede ser un aumento de 25 por ciento, por dos cosas. Por un lado, porque la gente no le alcanza para la comida», indicó.

En este sentido, recordó que «cuando la Corte dijo que los aumentos tenian que ser razonables significaba que se pudieran pagar, que no tuvieras que elegir entre comer y pagarlos, sino que sean en consonancia con un salario, o una jubilacion media, pero también en consonancia con las ganancias». «Tomó una decision que afecta y compromete al Gobierno que viene. Una tarifa que no se puede pagar, no es tarifa, es estafa», definió.