La vida no vale nada

Un hombre de 70 años murió después de recibir una paliza de los custodios del Supermercado Coto de San Telmo porque robó queso, aceite y chocolote. Ocurrió el viernes 16 de agosto en la sucursal de Brasil 575.

Vicente Ferrer, que tenía demencia senil, fue golpeado por dos efectivos de seguridad de la cadena de supermercados adentro y afuera del negocio. Según publicó el diario Página/12, después de molerlo a patadas, los custodios arrastraron al anciano y lo dejaron tirado en la vereda sin llamar al servicio al servicio de urgencias médicas. Testigos del hecho indicaron que una mujer intentó reanimarlo y que luego llegaron dos policías de la Ciudad avisados por los vecinos.

«Los testigos remarcaban que la gente del supermercado le pegaron al hombre que había intentado robar comida con mucha saña», afirmó Nicolás Ramos, el joven que sacó la foto del jubilado muerto en la calle.

El juez Darío Osvaldo Bonanno, titular del juzgado Criminal y Correccional 33, ordenó la detención de los agentes de seguridad privada y caratuló la causa como “homicidio”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here