¿Paras?… cobras

150 efectivxs de la Gendarmería Nacional irrumpieron en una de las sedes del Sindicato de Choferes de Camiones en el marco de un operativo ordenado por el juzgado de Garantías Nº 9 de Lomas de Zamora, a cargo de la jueza Brenda Madrid, que reemplaza al suspendido Luis Carzoglio, a instancias del fiscal Sebastián Scalera. La investigación está vinculada a la declaración del barrabrava Pablo «Bebote» Álvarez en la causa donde Pablo y Hugo Moyano están acusados de lavado de dinero y asociación ilícita en el manejo del club Independiente.

En medio de un amplio repudio del arco sindical y con una concentración de centenares de camionerxs en las puertas del edificio de San José 1781, los Moyano apuntaron directamente contra la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich: «Estos gendarmes tendrían que estar cuidando las fronteras. Bebote Alvarez es un personaje utilizado por Bullrich para apretarnos», sostuvo Pablo.

El abogado de los sindicalistas, Daniel Llermanos, se acercó de inmediato al barrio de Constitución, donde explicó que lxs efectivxs «han solicitado documentación en otros casos y nunca usaron este despliegue de Gendarmería» y afirmó que desde el Gobierno «quieren seguir demonizando a los Moyano y al sindicalismo».

En la causa, Bebote Álvarez se acogió a la figura del arrepentido a cambio de aportar «una carta más» para inculpar a los jefes del gremio de Camioneros. Ante el fiscal Scalera, entregó documentos que supuestamente demostraban la «relación» entre los Moyano y Álvarez: «Son contratos de algo que era mío y me lo querían sacar y después me lo devolvieron», explicó el exjefe de la barra de Independiente.

En declaraciones a la prensa, Pablo Moyano dijo que «Bebote Alvarez es un personaje utilizado por Bullrich y el payaso del fiscal Scalera. Dicen que nos quedamos con plata de los choripanes que se venden en los alrededores de la cancha y la recaudación de los trapitos . Es una vergüenza. Estos gendarmes deberían estar cuidando la frontera».

«Dicen que hicimos un vallado para no dejar entrar a Gendarmería y estábamos organizando el ingreso de los trabajadores para que se acercan a hacer trámites al gremio. Bullrich armó este circo por el paro que hicimos el martes pasado, cuando faltan diez días para empezar la paritaria», añadió.

En tanto, el exjuez Llermanos consideró que para el operativo «hacía falta un solo patrullero. Con eso bastaba para buscar la documentación que había solicitado el fiscal. Es curioso que para las solicitudes de (el juez que lleva una causa contra fiscales y dirigentes cercanos al gobierno nacional, Alejo) Ramos Padilla no tengan un auto y para esto desplieguen semejante operativo».

El allanamiento en la sede de la calle San José no es el único, dado que la jueza Madrid autorizó otras diligencias en otras siete sedes de la Capital Federal y en dos oficinas de la provincia de Buenos Aires.