Un clásico: Macri miente en campaña

El presidente Mauricio Macri acompañó a la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, en la lanzamiento de campaña y afirmó que no se visualiza a sí mismo «un minuto pudiendo gobernar la Argentina sin María Eugenia en la provincia”. Además usó una metáfora del tren para explicar la crisis económica. «Unos metros más en aquella dirección y era 2001, Venezuela, todo lo que colapsa. Esa iba a ser la Argentina. Por eso la alegría y el apoyo del mundo por haber girado aquello que parecía imposible de girar. El tren estaba a toda marcha para estrellarse contra la pared y lo giramos», indicó.

En un acto junto al precandidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto y el vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador, el mandatario sostuvo que «había destrucción, estafa, mentira, no sabíamos ni dónde estábamos parados. Pero vamos a salir, estamos haciendo todo lo posible». Y agregó: «Todo esto que hemos logrado, que para algunos será poco comparando hacia donde queremos llegar, es infinito comparado con donde estábamos»

Macri también se refirió a los jefes comunales y dijo que “los intendentes son inteligentes, no los puedo subestimar, no puedo imaginar que piensen que ni el 10 por ciento de lo que han hecho lo podrían haber hecho sin esta gobernadora y este presidente… Acá no existe el ‘aunque sea gano yo’”.

Por su parte, la gobernadora Vidal se refirió a la fórmula del Frente de Todos en Buenos Aires, Axel Kicillof – Verónica Magario, y planteó que son “el pasado, con caras nuevas y otras que conocemos muy bien”. “Nos quiere hacer creer que se van a encargar de cuidarnos, pero no van a ser ellos porque no pueden hacerlo», argumentó.