Urtubey reprime a mujeres y niñxs de comunidades originarias

Miembros de la comunidad Diaguita Kallchaki “La Aguada” de Salta, ubicada a 9 km de Cachi, denunció hoy que fueron reprimidxs por la policía provincial por permanecer en su territorio, que es reclamado por una familia de apellido Montero.

Tras la represión con palos y piedras a menores y adultos, la policía detuvo tres personas, una de ellas menor de edad. Hasta el momento, permanecen en la comisaría el niño Maximiliano Fabián, la autoridad tradicional Nemesio Fabián y el exdirector de Pueblos Originarios del Municipio de Cachi,Ulises Yanes.

A través de un breve comunicado, la comunidad diaguita denunció que “la familia Montero, supuestos “dueños” de la bodega Puna, aparecieron hace un par de años con millonarios recursos del Estado en territorio comunitario (después de haber sido relevado y habiéndose aplicado la 26160) acaparando la zona de riego; la obra comunitaria de agua de red; quitando fuentes de trabajo… Y ahora intentando avanzar con la zona sin riego (de viviendas; secado; corrales; pastoreo y sitios sagrados)”.